Día Mundial de la Eficiencia Energética

Cada 5 de marzo se celebra el “Día Mundial de la Eficiencia Energética”, una jornada para reflexionar sobre los hábitos frente al uso sostenible y racional de la energía. En este día se conmemora la Primera Conferencia Internacional de Eficiencia Energética (1998) en Austria, la cual marca un antes y un después en la historia de la sustentabilidad, al destacar un papel clave de la energía en el cuidado del medio ambiente.

“La energía está en todo lo que hacemos durante todo el día: en el agua que usamos para ducharnos, cuando cocinamos, al cargar nuestro celular o cuando nos movemos dentro de la ciudad. Con pequeñas acciones, podemos hacer la diferencia, lograr ahorros en las cuentas y también aportar al medio ambiente”, afirmó la Ministra de Energía, Susana Jimenez.

El 2018 fue un año de avances energéticos, siendo uno de los más importantes el ingreso del Proyecto de Ley de Eficiencia Energética, el cual promueve el uso adecuado de los recursos energéticos, por cuanto la eficiencia energética es la forma más segura, económica y sustentable de cubrir nuestras necesidades energéticas, las que en países en desarrollo como el nuestro, son cada vez mayores.

 

“Para nosotros es trascendental promover una cultura energética en todos los sectores, porque solo mediante un trabajo en conjunto y conciencia sobre la relevancia de la energía en nuestras vidas, podremos generar un cambio de mentalidad que nos permita utilizarla de forma adecuada”, declaró el Seremi de Energía, Mauricio Henríquez.

 

En este desafío de promover la eficiencia energética los aspectos claves son, incluir a todos los sectores del país y hacerlos responsables y conscientes de los efectos que tiene el consumo energético, ya sea a nivel ambiental, económico y social, para ello, la ley establece instrumentos específicos.

 

“Como Gobierno del Presidente Sebastián Piñera estamos impulsando una ley de eficiencia energética para que todos aportemos nuestro grano de arena. Me gustaría señalar que más allá de las leyes que se pueden hacer, lo más importante es generar un cambio cultural en que podamos incorporar la eficiencia energética desde la más temprana edad en todas nuestras actividades”, declaro la Ministra de Energía.

Otro gran avance es la movilidad sustentable, en partir de la electromovilidad, si bien hoy es una industria en pleno desarrollo, se espera que sean el estándar internacional hacia el 2030, porque estos vehículos pueden llegar hacer hasta cuatro veces más eficientes que los convencionales, son más silenciosos, requieren menos mantenimiento y son más limpios.

 

De forma paralela a esto, la Secretaría Ministerial de Energía del Biobío está trabajando, en las tres provincias, para impulsar programas e iniciativas para las pymes, industria, servicios y a nivel residencial para promover el correcto uso de la energía y generar un cambio de mentalidad al momento de hablar de ésta.

 

Actualmente existe una serie de barreras de información, culturales, económicas, técnicas e institucionales que dificultan y hacen más lento el desarrollo de la eficiencia energética, pero, mediante un trabajo mancomunado de todos los agentes del sector para utilizar de forma adecuada  nuestros recursos e insumos, optimizar nuestros sistemas de gestión y valorar la energía que consumimos diariamente, lograremos generar un cambio tanto para nuestro país como nuestras vidas.